Una salida extraordinaria permitirá al Gran Poder visitar en 2020 los barrios más desfavorecidos de Sevilla

Gran-PoderPedro Pablo DOÑA

El Gran Poder será trasladado de manera extraordinaria en el año 2020 para conmemorar el 400 aniversario de su creación por parte del artista Juan de Mesa. El Nazareno partirá de su basílica, en el centro de la ciudad, con rumbo a la periferia sevillana.

Gracias a esta iniciativa, los tres barrios más pobres de la ciudad: La Candelaria, Santa Teresa y Los Pajaritos acogerán la imagen, que permanecerá una semana en cada una de las parroquias de estos distritos sevillanos.

La junta de gobierno que lidera Félix Ríos dio a conocer a sus hermanos, a través de una carta en el anuario de la hermandad, que el objetivo de esta efeméride es llevar ”el actuar de Dios en los hombres a través de la devoción al Gran Poder”. Para ello, la corporación de la Madrugá ha iniciado los contactos necesarios para trasladar la imagen del ‘Señor de Sevilla’ a las parroquias de La Candelaria, Santa Teresa y Los Pajaritos.

Se trata de los barrios más deprimidos de la ciudad y de España, castigados por altas cifras de desempleo, desigualdad social y una alta criminalidad. El hermano mayor de esta hermandad considera que “si observamos nuestra ciudad, fácilmente constataremos como se entremezclan la realidad consumista, que convierte lo sagrado en profano, y estas otras realidades de miseria y ausencia de Dios, palmariamente patentes, pues ostentamos el dudoso honor de albergar siete de los quince barrios más pobres del país”.

Un precedente en 1965
El hecho de trasladar al Señor del Gran Poder a la periferia de la ciudad tiene un precedente, que fueron las Misiones Generales del año 1965 cuando 55 hermandades llevaron sus imágenes hacia distintos puntos de la ciudad, donde se instalaron centros de oración, a instancias del cardenal Bueno Monreal. Por ello, la junta del gobierno del Gran Poder ha buscado, ante todo, el plácet del arzobispo de Sevilla, monseñor Juan José Asenjo, que lo ha visto con buenos ojos.

Hay que tener en cuenta que se trataría de una efeméride de suficiente relevancia eclesial para permitir una salida extraordinaria como la que se plantea. Así, desde la hermandad ya se han mantenido las primeras reuniones con las distintas vicarías de los barrios más alejados del centro para preparar tanto este traslado como las distintas acciones a nivel formativo y asistencial que se llevarán a cabo desde 2019.

Llenos de alegría
Desde la Parroquia Blanca Paloma en Los Pajaritos afirman estar “llenos de alegría” ante esta noticia. Su párroco, Antonio Rico, dice que este hecho marcará un antes y un después en el barrio. Al tratarse de un barrio con un gran desempleo, “la imagen del Señor del Gran Poder servirá para dar esperanzas y ánimos a los que más lo necesiten”, declara el sacerdote. Un espacio sencillo, pero especial, acogerá la imagen en el altar mayor de esta parroquia. Este se ornamentará con jarras y candelabros de la propia iglesia. Aunque las fechas exactas están por determinar, el Señor de Sevilla permanecerá una semana en el interior de la Blanca Paloma. El Padre Rico afirma que se contará con medidas de seguridad durante estos siete días, que serán sufragadas por la propia hermandad de San Lorenzo.

La propuesta para 2020 supone un cambio de rumbo en la forma de celebrar este tipo de efemérides. No se trata de una procesión extraordinaria en sí misma, ya que el Señor irá en andas, sino de la estancia de una imagen universal como el Gran Poder en las zonas más deprimidas de la ciudad, allá donde más falta hace, donde existe la mayor pobreza económica y espiritual. Ángel, un costalero veterano, dice que en esta salida las cuadrillas están muy concienciadas por el cambio que supone portar al Señor en una parihuela tan sencilla como la que la hermandad plantea. “Su forma de ‘andar’ cambiará por completo”, pero afirma estar contento porque de esta manera tanto los costaleros como el público podrán ver la imagen y tenerla más cerca que en Semana Santa.

Enlace para bookmark : Enlace permanente.

No se admiten más comentarios